Beneficios de usar Orthopedic para las piernas

 

Para algunos dormir bien, es cerrar los ojos por la noche y despertar al día siguiente después de pasar unas 6 a 8 horas “durmiendo”, pero eso no significa que realmente el cuerpo y la mente descansarán de manera óptima.

Cuando se trata de descansar hay varios factores que se deben considerar, para realmente conseguir tener un sueño ininterrumpido y lo más placentero posible.

Algunos de los aspectos fundamentales que se deben considerar son:

  • ¿Qué tipo de colchón se tiene? ¿Es cómodo, muy rígido o ya necesita cambiarse?
  • ¿Cuál es el tamaño y tipo de almohada que mejor te sienta al dormir?
  • ¿Qué tipo de posición tienes al dormir?

Es probable que una de los aspectos menos considerados sea la posición que optamos al dormir. Las personas dan por hecho, que la posición al dormir no afecta el sueño, pero resulta todo lo contrario.

Posiciones más comunes al dormir

Los hábitos para antes y durante el sueño, son tan variados como las personas que existen en este mundo. Las posiciones al dormir no son la excepción, sin embargo, hay tres tipos que son bastantes recurrentes.

Dormir boca arriba

dormir boca arriba

Dormir boca arriba es la posición ideal que se recomienda seguir a la hora de dormir.

Cabeza, cuello, columna, cadera y piernas están perfectamente alineados. El peso del cuerpo se puede distribuir adecuadamente y evitar puntos de presión.

Además, se respira mucho mejor durante la noche.

Dormir boca abajo

dormir boca abajo

Es una de las posiciones menos recomendadas por los expertos. La razón es porque la columna vertebral queda expuesta, desalineada y sin soporte.

La zona lumbar resulta afectada, provocando dolor a lo largo día.

El cuello también sufre de presión innecesaria, ya que esta posición comprime las vértebras.

Dormir de lado

dormir de lado

Dormir de lado es el punto intermedio entre las dos propuestas anteriores. Si bien, no es la opción soñada, si es mucho mejor a la de dormir boca abajo.

Al estar de lado, la columna no queda completamente descubierta y puede tener un poco de soporte. Sin embargo, se puede acumular un poco de presión en la zona de la cadera y las piernas.

Para solucionar esto, sólo hace falta colocar una almohada ortopédica entre las piernas.

Para las piernas: Sognare® Orthopedic 

almohada para las piernas

Orthopedic es la almohada “ortopédica” de Sognare® que se acopla muy bien a la posición de dormir de lado y provee grandes beneficios, como:

  • Reducir la presión ejercida sobre la cadera y rodillas.
  • Equilibra la presión en las piernas.
  • Añade confort a la hora de dormir, gracias a su diseño anatómico.
  • Ayuda a disminuir la presión y tensión de los músculos en la espalda baja.
  • Ofrece soporte a la parte baja del cuerpo y permite una descomprensión más natural de las vértebras.
  • Ayuda a mantener alineadas durante toda la noche las piernas, cadera, rodillas y columna.
  • Evita la rotación del cuerpo mientras se duerme.
  • Brinda alivio a personas con lumbalgias, rigidez muscular, o ciática.
  • Las mujeres embarazadas pueden utilizarla para dormir más cómodas durante la noche.

Además de tener un diseño anatómico y estar fabricada con Memory Foam, la almohada Sognare® Orthopedic cuenta con Tecnología Cooltec Gel®.

Gracias a esta tecnología, las personas que sufran de inflamación o ardor en las rodillas al dormir, podrán disfrutar de una sensación refrescante en esta zona del cuerpo, para dormir más placenteramente.

Si quieres disfrutar de horas de sueño realmente de calidad, no dudes en incluir la almohada Orthopedic, como un básico para tu recámara. ¡Espérala muy pronto!

Deja un comentario